Pasar al contenido principal
+
Próximos 5 días
Pronóstico en video

California teme más contagios entre miles de desamparados

El coronavirus podría esparcirse velozmente por los campamentos improvisados de desamparados que viven en cercana proximidad y malas condiciones higiénicas.

| AP

SACRAMENTO. — El gobernador de California, Gavin Newsom, dijo temer que unas 60 mil personas que viven en las calles del estado contraigan el virus que causa el COVID-19, pues son personas particularmente vulnerables.

California es el estado que más población desamparada de todo el país: unas 150 mil personas. Si bien el resto de la población está recibiendo órdenes de mantenerse aislados y lavarse las manos con frecuencia, ese sector sigue en las mismas condiciones en que estaba antes del brote de la enfermedad.

El coronavirus podría esparcirse velozmente por los campamentos improvisados de desamparados que viven en cercana proximidad y malas condiciones higiénicas.

Hasta ahora se ha confirmado que una persona desamparada de California falleció a causa del virus. Newsom señaló que la persona murió en el condado de Santa Clara, justo al sur de San Francisco. Ni Newsom ni el departamento de salud de ese condado han ofrecido detalles sobre esa defunción.

El miércoles, Newsom mencionó la posibilidad de que unas 60 mil personas desamparadas contraigan el virus y saturen las capacidades del sistema de salud estatal, por lo que anunció planes de invertir 150 millones de dólares para proteger a ese sector de la población.

“Espero que todos perciban el sentido de gravedad que le estamos dando al problema de las personas desamparadas”, declaró Newsom por Facebook Live.

Dos terceras partes de esos fondos irán directamente a los gobiernos locales para servicios de atención a la gente sin techo, y 50 millones de dólares serán invertidos por el estado para adquirir mil 300 tráilers y habitaciones de hotel en emergencias.

En los tráilers serán alojados los desamparados que den positivo al virus o que muestren síntomas. Hay 950 hoteles en California dispuestos a rentar habitaciones a los gobiernos locales para alojar a personas sin hogar.

cog