Pasar al contenido principal
+

Próximos 5 días

Pronóstico en video

Detienen al mayor ciberestafador en la historia de España

El hombre, de 23 años considerado como “escurridizo y violento”, y planeaba cometer su “estafa maestra" en el BlackFriday, (viernes negro).

| ESPECIAL

MADRID.- Agentes de la Guardia Civil de España informaron que arrestaron a tres hombres, uno de ellos considerado como el mayor ciber estafador de la historia de este país europeo, que lograba tener ingresos de hasta 300 mil euros al mes (unos 338 mil dólares) por esta actividad delictiva.

El portal de Radio y Televisión Española reportó que el hombre, de 23 años y que sólo fue identificado como J.A.F, fue detenido en la Operación Lupin, es considerado como “escurridizo y violento”, y planeaba cometer su “estafa maestra" en el BlackFriday, (viernes negro).

La Guardia Civil detalló que J.A.F. tenía a sus órdenes y a sueldo a un importante grupo criminal, que conforman la mayor red de fraude por internet, y cuyos integrantes eran usados como "mulas".

Precisó que de los otros dos detenidos, uno era el encargado de captar a las "mulas" y otro el "informático" responsable de toda la estructura de páginas web, en algunos casos operativas sólo por unos días, y bien posicionadas en los buscadores.

Según las investigaciones, la mayoría de las estafas se realizaban a través de la venta de productos de electrónica en tiendas online fraudulentas, ofertadas en páginas web copiadas de otras legales y de prestigio.

Estas falsas páginas duraban poco, algunas sólo un fin de semana, luego desaparecían sin dejar rastro. Según las investigaciones, J.A.F. y su grupo en múltiples ocasiones captaban a sus víctimas de manera directa en portales de compra-venta online para dirigirlas a sus propias web fraudulentas.

Tras lograr que sus víctimas facilitaran su número de teléfono móvil durante el proceso de pago online, realizaba una llamada para invitarlas a descargar en su teléfono móvil una aplicación que supuestamente le permitiría hacer un seguimiento del pedido.

Sin embargo, el comprador lo que hacía era facilitar el desvío de todos los mensajes SMS que recibía en su teléfono a un terminal del grupo delictivo, que se hacía así de los códigos que envían los bancos para realizar la última confirmación antes de autorizar el cargo de una compra.

Luego con el uso de tecnología “contactless”, los estafadores asociaban las tarjetas de crédito de las cuentas de las “mulas” a sus terminales móviles, para sacar el dinero en cajeros automáticos, una acción que realizaban varias veces acumulando cientos de euros en un solo día.

J.A.F. fue detenido en un lujoso hotel de Madrid donde se hospedaba, ya que para escapar de la policía el hombre nunca permanecía más de una semana en un solo lugar.

cog