Pasar al contenido principal
+

Próximos 5 días

Pronóstico en video

Por más de cuatro décadas se han dedicado a elaborar piñatas

En diciembre la demanda del producto es alta.

A pesar de que la tradición de romper la piñata no es originaria de nuestro país, se ha logrado arraigar con el paso de los años. La familia Hernández de la Cruz se ha dedicado por más de cuatro décadas a la elaboración de este tipo de trabajo artesanal en el municipio de Lerdo.

Papel periódico, de china, engrudo, tijeras y mucha creatividad es la materia prima para poder comenzar a elaborar las piñatas navideñas. Para María Magdalena, quien desde muy pequeña aprendió el oficio y vio una forma de vida en el poder crear figuras diversas con tan solo papel de colores, ve satisfacción el poder llevar sonrisas y momentos de alegría a grandes y pequeños.

En temporada decembrina el trabajo es arduo, ya que la jornada laboral puede llegar a prolongarse por más de 12 horas debido a la demanda del producto.

Canastas, estrellas de siete picos, figuras con el rostro de Santa Claus y renos, son las más solicitadas en el mes de diciembre, por lo que, en tan solo un día, ocho trabajadores pueden llegar a elaborar más de 100 piñatas.

Ante la practica una piñata puede llegarse a elaborar en un lapso no mayor a los 40 minutos, los costos son accesibles para toda la ciudadanía, pues se pueden encontrar desde los 100 hasta los 200 pesos dependiendo de la figura.