Pasar al contenido principal
+

Próximos 5 días

Pronóstico en video

Captan a jaguar en sierra de Nuevo León

El animal fue localizado la madrugada de este lunes cerca de una cabaña entre Montemorelos y Rayones.

El animal fue localizado la madrugada de este lunes cerca de una cabaña entre Montemorelos y Rayones.

MONTERREY.- Después de más de un año de seguir la pista a un jaguar en la sierra al sur de Monterrey, por fin fue encontrada una prueba tangible de su presencia al ser fotografiado la madrugada de este lunes cerca de una cabaña entre Montemorelos y Rayones, Nuevo León.

Al conocer de tal testimonio, Procuraduría Federal de Protección al Ambiente e investigadores de la Facultad de Ciencias Biológicas de la Universidad Autónoma de Nuevo León iniciaron un operativo para tratar de capturarlo para colocarle un collar y liberarlo nuevamente con el fin de monitorear sus movimientos.

Noticias dispersas de ataques de animales domésticos y declaraciones de lugareños que afirmaban haber visto a ese animal fueron investigados por los biólogos que colocaron en diferentes sitios jaulas especiales para intentar atrapar al tercer felino más grande del mundo.

En primavera del 2018 fueron recibidos reportes del ataque a dos perros en una comunidad en Santiago, Nuevo León. El hecho de encontrar a una de las presas con el cráneo destrozado, método distintivo del jaguar, puso en alerta a los científicos, aunque mantuvieron en secreto los operativos para evitar que cazadores furtivos llegaran a la zona.

En aquel entonces fue instalada una jaula especial dotada con un compartimiento más pequeño donde era encerrada una carnada viva, en este caso, una cabrita que, según los especialistas, en ningún momento correría en peligro en caso que el jaguar cayera en la trampa.

En los alrededores fueron colocadas varias especiales con sensores de movimiento. Fueron captados osos, tejones y otros depredadores menores, pro el presunto jaguar no se dejó retratar luego de tres días de paciente espera.

En el verano del mismo año, el testimonio de una mujer ubicó la presencia de otro jaguar entre Montemorelos y Rayones. En este caso no se supo de ataques a ganado o mascotas. Y justamente, la madrugada de este lunes en ese lugar fue donde fueron captadas tres fotografías de un excelente ejemplar, indudablemente de jaguar, junto a una barrera con alambre de púas.

Esto reactivó el operativo de búsqueda de este u otros ejemplares, que se encuentran en peligro de extinción, y que se sabe, viven en pequeños núcleos en la costa del pacífico, en el sureste de México y en el parque natural Cumbres de Monterrey.

De hábitos nocturnos, los jaguares pueden pesar de 45 a 130 kilos, miden de 1.70 a 2 metros con treinta centímetros de la nariz a la cola y pueden vivir 20 años, sus manchas negras sobre su pelaje café amarillento son como huellas digitales, según los científicos. A pesar de su peso, corre a grandes velocidades y trepa ágilmente en árboles.

Los operativos de búsqueda y captura continuarán en absoluto secreto.

mvls