Pasar al contenido principal
+
Próximos 5 días
Pronóstico en video

Erin, la bebé que superó una operación del corazón y ahora lucha contra el coronavirus

Los padres difundieron la foto de la pequeña con respirador para concientizar sobre la importancia del aislamiento.

Foto: Familia Bates

Una mezcla de felicidad y desafío han vivido Emma y Wayne Bates tras la llegada al mundo de su pequeña hija Erin, quien pasó sus primeros 6 meses de vida luchando contra un problema cardiaco finalmente superado. Sin embargo, en marzo de este año, durante su estancia en el hospital por problemas en la tráquea, contrajo el virus según declaraciones de su padre.

“Estaba internada antes de contraer el virus, y creemos que, debido a que en un principio el distanciamiento social no era obligatorio, alguien trajo el virus al hospital y acabó infectándola”, señala. Por este motivo, los padres dieron a conocer las fotos de Erin internada, para que la gente tomara conciencia de la importancia del aislamiento.

“Me molesta que las personas aún no se tomen la enfermedad con seriedad. Cuando nos enteramos del coronavirus, nosotros comenzamos a tener cuidado, mucho antes de que iniciara la cuarentena, ya que nuestra hija es susceptible", afirmó.

Y continuó: "Ahora que estamos en cuarentena, las personas aún siguen sin respetar el espacio personal, tanto así que hace poco vi una foto tomada en una playa, en donde había las personas hacían fila para comprar helados, como si todo estuviera normal. Es preocupante que las personas no sean conscientes de la gravedad de la situación”, declaró.

En el primer mes del año, la pequeña se infectó con el virus sincicial respiratorio (VSR), que le produjo bronquiolitis y neumonía, dos enfermedades muy graves para un bebé. Erin también ha sufrido de traqueomalacia y bronquiomalacia, por lo que ha sido necesario que use un respirador.

En estos momentos se encuentra estable y acompañada por su madre Emma, quien dijo: "Si muestro algún síntoma, me llevarán a otro hospital y Erin estará aquí sola. Esto solo me rompe el corazón de que si las cosas empeoran, nuestra bebé tal vez sola cuando necesite a su mamá y papá a su lado". El padre tomó la difícil decisión de volver a casa y aislarse, para así achicar el riesgo de contagio.

Con información de Clarín