Florida. Niño nada más de una hora y salva a su familia de ahogarse Pasar al contenido principal
+
Próximos 5 días
Pronóstico en video

Niño de 7 años nada más de una hora para salvar a su familia de ahogarse en un río

Con su acto heroico, el menor logró salvar a su padre y a su hermana menor de ser arrastrados por las fuertes corrientes.

Niño de 7 años nada más de una hora para salvar a su familia de ahogarse en un río 

Chase Poust, en un pequeño de tan solo siete años de edad que se ha convertido en todo un héroe después de realizar un acto insólito en un pequeño de su edad: conseguir salvar a su familia de ser arrastrados por las fueres corrientes del río St.John’s, en Florida, Estados Unidos.

El pequeño consiguió salvar a su padre y a su hermana, de cuatro años, tras nadar durante más de una hora hasta la orilla, donde pudo pedir ayuda para el rescate.

Steven Poust, su padre, platicó para medios locales, que los tres se encontraban de paseo por el río en una embarcación. Mientras él pescaba, los niños jugaban y disfrutaban del día cuando, de repente, la corriente pasó a tener una mayor intensidad.

TE RECOMENDAMOS: Muere niña tras caerle encima una figura del Sagrado Corazón de 150 kilos

En algún momento, su hija Abigail no pudo mantenerse aferrada a la pequeña embarcación, por lo que su padre la sujetó y se quedó con ella mientras sentía que les arrastraba la corriente.

“Traté de quedarme con los dos, pero quedé exhausto”
Explica Steven
“Les dije que los amaba, porque no sabía lo que iba a suceder”.
Niño de 7 años nada más de una hora para salvar a su familia de ahogarse en un río 

Al ver cómo estaban las cosas, fue Chase quien decidió tomar cartas en el asunto e ir en busca de ayuda. Así, se lanzó del bote y empezó a nadar hacia la orilla; en ocasiones flotaba, en otras intentaba combinar diferentes estilos para descansar. La corriente iba en sentido contrario al bote y la orilla, por lo que le llevó más de una hora alcanzar su meta. Una vez fuera del agua, corrió a la casa más próxima, donde pudo pedir ayuda.

Los servicios de emergencia y los bomberos acudieron a la zona, donde gracias a sus equipos especiales consiguieron localizar a Steven y a la pequeña Abigail, que estaban a punto de dejarse llevar por la corriente, flotando a unos 1.600 metros de la embarcación. Por suerte para todos, salieron ilesos.