Investigadores descubren que cigarrillo electrónico causa cáncer de pulmón Pasar al contenido principal
+
Próximos 5 días
Pronóstico en video

Investigadores descubren que cigarrillo electrónico causa cáncer de pulmón

La revista ‘Proceedings of National Academy of Sciences’ (PNAS) publicó un artículo en el que un estudio comprobó que la exposición al humo del cigarrillo electrónico provocó que ratones desarrollen cáncer de pulmón.

El 22.5% de los ratones expuestos al humo con nicotina durante 54 semanas desarrollaron adenocarcinomas de pulmón. El estudio también reveló que 23 de 46 ratones desarrollaron hiperplasia de la vejiga, cambio genético que constituye un paso hacia el crecimiento anormal del tejido que sucede en el cáncer.

A pesar de que Moon-Shong Tang, el encargado de la investigación, reconoce las limitantes del estudio por el número de ratones implicados y porque el humo no fue inhalado, sino que estaban rodeados por él. La intención del estudio no iba dirigida a ser comparado con enfermedades humanas, más bien, se buscaba argumentar que el cigarrillo electrónico debe estudiarse más a fondo antes de ser considerado seguro y se comercialice de esa forma.

A lo largo del tiempo, se ha debatido sobre si la nicotina en su estado puro, separado del humo del tabaco, provoca cáncer. Los resultados han sido contradictorios y se utilizan métodos controvertidos. Sin embargo, casi todos los investigadores concuerdan en que las sustancias químicas agregadas al cigarro pueden causar una reacción llamada nitrosación.

La creencia común ha sido que el humo del tabaco curado deposita nitrosaminas en los órganos y la sangre del fumador, con el análisis de sangre de nitrosamina como la mejor medida de su potencial para causar cáncer. Pruebas del estudio en 2017 encontraron que un compuesto llamado NNAL, era un 95% más bajo en fumadores de cigarrillo electrónico que los fumadores de tabaco, lo que llevó a los expertos a pensar que sustituir el cigarro convencional por el electrónico podría salvar millones de vidas.

Sin embargo, el equipo de trabajo de Tang demostró en febrero de 2018 que el humo del cigarro electrónico induce daño en el ADN, en pulmón y vejiga de ratón, con el potencial para transformar células normales en células cancerosas. Así, los resultados actuales confirman que la nicotina del humo del cigarro electrónico puede causar cáncer en los pulmones y crecimiento precanceroso en las vejigas de los ratones.